Un gran turismo que rompe todas las normas.

McLaren no es una compañía que sigue las normas. Ya se trate del icónico F1 de los años 90 con su asiento de conducción montado en el centro como un carro de carreras, de los paneles de cristal en el medio de las puertas del más reciente Senna, o de los alerones traseros en el nuevo Speedtail, el fabricante británico rutinariamente inventa cosas jamás vistas.

El McLaren GT 2020 no es la excepción. El GT de $210,000 es el primer gran turismo de la marca, y llega retando nuestra concepción de los que debería ser un GT, al renunciar las características tradicionales de la clase como un motor montado en la parte delantera y asientos para cuatro, por un diseño de motor medio y dos asientos.

Estructura Celular

El GT utiliza una versión modificada de la celda de pasajeros de fibra de carbono que se encuentra actualmente en los modelos de la serie deportiva de McLaren (570S, 570GT, 600LT). Llamada MonoCell II-T, la nueva configuración agrega una estructura trasera superior de fibra de carbono que permite que el GT incorpore un piso de carga considerable más grande debajo de su portón trasero. Con 14.8 pies cúbicos de espacio, el compartimento de carga del GT supera el maletero del Bentley Continental GT por 2.2 pies cúbicos. Al considerar los 5.3 pies cúbicos en el maletero delantero del McLaren, la diferencia entre los dos cupés británicos es de 7.5 pies cúbicos. Sin embargo, no hay que juzgar el área de carga del GT solo por su volumen. Larga, poco profunda y grumosa, la bodega de carga del GT es menos útil que los baúles técnicamente más pequeños de sus competidores. Sin embargo, McLaren afirma que el GT puede transportar la proverbial bolsa de palos de golf o dos pares de esquís de seis pies y sus botas con espacio de sobra para el equipaje. Sin embargo, embutir semejante cargamento puede requerir de un campeón de Tetris.

2020 McLaren GT: First Drive

Escondido debajo del piso de carga del GT se encuentra el V8 de 4.0 litros doble turbo de McLaren (denominado M840TE). El motor produce 612 caballos de fuerza y ​​465 libras-pie de torque, que se envía a las ruedas traseras a través de una transmisión de doble embrague de siete velocidades. Con el control de lanzamiento activado, McLaren afirma que el GT llega a 60 millas por hora en 3.1 segundos y a una velocidad máxima de 203mph. Las tomas grandes detrás de las puertas canalizan el aire hacia el compartimento del motor para mantenerlo refrescado.

Gracias al flujo de aire que traen esos respiraderos, igual que los paneles de absorción de calor, ruido, vibración, McLaren afirma que el piso del área de carga nunca supera los 104 grados Fahrenheit. Impresionante, dado que el sistema de escape alcanza casi 1,000 grados Fahrenheit. Dicho esto, mi mochila se sintió bastante caliente después de unas horas en la parte trasera del GT. Lo pensaría dos veces antes de poner allí productos electrónicos caros o cosas que podrían derretirse.

Lo no tan bueno

Aunque el GT es construido a los estándares de McLaren, no es tan lujoso como los gran turismos más tradicionales como el Bentley Continental GT o el Aston Martin DB11. Los espacios para los pies del McLaren son estrechos, su sistema de información y entretenimiento con pantalla táctil de 7.0 pulgadas es complicado y, a veces, difícil de operar (también desaparece cuando se ve con gafas de sol polarizadas), y no hay una sola característica de seguridad avanzada a bordo.

Galería: McLaren GT 2020: Primer Encuentro

Quienes desean la asistencia tecnológica moderna que dan los sistemas de control de crucero adaptable, frenado delantero automático, advertencia de salida de carril, monitoreo de punto ciego y otros similares, va a estar decepcionado. Lo mismo ocurre con los asientos ventilados o de masaje. Es decepcionante que a McLaren no le pareciera apropiado ofrecer al menos algunos de estos sistemas como una opción dadas las grandes intenciones, y el enorme precio, del GT.

Afortunadamente, los puntos ciegos son limitados gracias a las grandes ventanas, mientras que el interior incluye metales de alta calidad, cuero suntuoso y botones que sienten bien hechos. Por $9,500 más se puede comprar el paquete Pioneer o Luxe y que asientos eléctricos con calentadores, una columna de dirección con ajuste eléctrico, iluminación interior ambiental y luces interiores específicas al paquete. Ambos paquetes también incluyen un área de carga forrada en SuperFabric, que cuenta con pequeñas placas de protección tejidas en la tela para evitar daño al piso del maletero. Además, un paquete Premium de $5,500 ofrece un elevador frontal para superar caminos empinados y obstáculos altos, espejos laterales plegables eléctricos, un sistema de audio Bowers & Wilkins de 12 bocinas, portón trasero eléctrico y una cubierta para el área de equipaje.

Se destaca

Aún así, el GT se sintió más como un deportivo que un gran turismo mientras lo manejé por las carreteras serpenteantes de Castellane, Francia. El motor V8 que sufre de una escasez de torque y retraso de los turbos alrededor de la ciudad cobra vida una vez que su motor de manivela plana cruza la marca de las 3,000 RPM (donde se encuentra el 95% de su torque) moviéndose ansiosamente hacia y más allá de su pico de potencia a 7,500 RPM. La caja de cambios de doble embrague, en modo automático, se desliza y tropieza a través de cambios de marcha, pero se transforma por completo en modo manual, y cada empuje o tirón de la paleta gruesa montada en el volante emite un sonido satisfactorio y audible que precede a un intercambio de engranajes casi inmediato.

2020 McLaren GT: First Drive
2020 McLaren GT: First Drive
2020 McLaren GT: First Drive
2020 McLaren GT: First Drive
2020 McLaren GT: First Drive

Mientras tanto, los amortiguadores ajustables controlan adecuadamente los movimientos de la carrocería sin castigar a sus ocupantes en el modo Confort (no se preocupe, hay modos Sport y Track para los masoquistas).

La acción del pedal de freno es similar a la de un carro de carrera y la dirección asistida hidráulicamente se siente directamente conectada a las llantas Pirelli P-Zero específicas para el modelo (20 pulgadas adelante y 21 pulgadas atrás). El GT motiva a su conductor de una manera que ningún otro gran turismo tradicional vendido hoy lo hace.

Cada empuje o tirón de la paleta gruesa montada en el volante emite un sonido satisfactorio y audible.

No importa la ocasión, el V8 y su escape son demasiado silenciosos para mi gusto. Incluso con un escape activo estándar que destapa las tuberías, la nota de escape del GT es bastante mansa. Es peor desde el interior de la cabina, donde el sonido de los turbos del motor ahogan la canción del sistema de escape. Un escape deportivo está disponible por $3,500 y podría solucionar este problema.

El McLaren GT 2020 continúa la cruzada del fabricante británico contra las normas. Mientras que otros gran turismos miman al conductor, el GT ofrece una experiencia de conducción inmersiva. Podría decirse que es un poco demasiado inmersiva para este segmento. De todos modos, nadie acusará a McLaren de apegarse a las normas.

2020 McLaren GT

Motor V8 doble turbo de 4.0 litros
Potencia 612 Caballos de fuerza / 465 Libras-pie de torque
Transmisión Automática de 7 velocidades
Tracción Tracción trasera
0-60 mph 3.1 Segundos
Velocidad máxima 203mph
Consumo 15mpg Ciudad / 22mpg Autopista / 18mpg Combinado
Peso en vacío 3,384 Libras
Número de asientos 2
Capacidad del maletero 5.3 Pies cúbicos / 14.8 Pies cúbicos (Enfrente / Atrás)
Precio inicial $210,000