El GTS agrega rines de tuerca central, frenos más grandes y más potencia.

Porsche le está dando los toques finales al próximo 911 Targa, al que podemos ver en estas imágenes sin camuflaje circulando por un camino de nieve. Quizás esté listo para debutar en el Auto Show de Ginebra el mes próximo para salir a la venta antes de fin de año. El precio debería estar ligeramente arriba del de un 911 Carrera cupé.

Nuestros espías creen que esta es la versión deportiva GTS del 911. Los cambios incluyen un frente más agresivo y un parachoques trasero con más ventilación alrededor de los tubos de escape. Lleva rines con tuerca central y frenos con discos perforados. La suspensión se ve algo más baja. Los rumores indican que habría un pequeño incremento de 443 a 460 caballos de fuerza comparado con el Carrera S. Dependiendo de las preferencias del comprador se puede optar por tracción trasera o total.

Parece que Porsche no hará cambios radicales en el techo del Targa. Al igual que el modelo actual, parece que un complejo mecanismo levantará la ventana trasera para que el panel entre los pilares A y B se pliegue y se guarde bajo la misma.

Galería: Porsche 911 Targa-espiado

Como en generaciones anteriores el 911 Targa constituye el puente que enlaza al 911 cupé y el 911 convertible. Con el panel del techo plegado los ocupantes de la experiencia de manejo al aire libre, mientras que la cabina cubierta los protege de las inclemencias de cualquier tipo de clima.

Aparte de su techo, el Porsche 911 Targa debería ser igual al resto de la gama del 911 Carrera. Tal como sucedió con las últimas generaciones, no habrá una versión del 911 Turbo para esta carrocería

Fuente: CarPix