¿Por qué no?

durante los últimos 11 años, el Dodge Challenger a mostrado muchas personalidades. Cuando este dos puertas llegó en 2008 a la cacería del Ford Mustang, ofrecía performance considerable para su tamaño. Desde entonces Dodge ha refinado su chasis y su maniobrabilidad, mientras metía más y más caballos de fuerza bajo su capó. Un hito en la historia del modelo fue la llegada del Challenger SRT Hellcat, con 707 hp. Este render de Abimelec Design, lo imagina como un carro de carreras.

Este Challenger de carreras muestra el icónico diseño de siempre, el cual ha permanecido casi inalterado desde su nacimiento. La única excepción es un enorme alerón trasero hace ver a la unidad estándar como un juguete. Este agregado se conecta al parachoques trasero y el tope del maletero. Los rines más voluminosos y un despeje con el suelo reducido lo dejan casi listo para salir a las pistas.

Galería: Render de Dodge Challenger Hellcat de pista

En el frente esta visualización muestra el negro dominando la carrocería por completo desde el borde hasta donde comienzan las puertas y los pilares A. Los faros delanteros desaparecen junto con la parrilla, para satisfacer la necesidad de un mayor ingreso de aire fresco. Un divisor delantero ajustable completa la apariencia junto a un capó con entradas.

Por ahora esto es sólo un render salido de alguien con buena imaginación, el futuro del Challenger es nebuloso. Se cree que Dodge podría reemplazarlo en 2023, aunque de manera oficial hasta ahora lo nieguen. Esto da tiempo a que una variante de pista pueda hacerse realidad, lo que deseamos que nuestros amigos de Dodge tomen como una sugerencia.