Tanto el sedán como la station wagon serán híbridos enchufables.

Mercedes-Benz arrancó el año 2019 con el debut de la segunda generación del cupé compacto de cuatro puertas, el Clase CLA, en el popular Consumer Electronics Show de Las Vegas de ese año mejor conocido como CES por sus siglas en inglés. Casi un año después nuestros fotógrafos espía consiguieron en el norte de Suecia dos unidades de la versión híbrida enchufable del CLA.

Los dos prototipos tenían parte de sus emblemas cubiertos por cinta adhesiva negra, sin embargo unas calcomanías circulares amarillas en la esquina superior izquierda de su ventana trasera, requeridas para vehículos de prueba que cuenten con alguna forma de electrificación fueron el primer indicio de que se trataba de los modelos híbridos enchufables. Además, los dos pototipos, un cupé de cuatro puertas y una shooting brake (que es como Mercedes-Benz denomina a las versiones más estilizadas de sus station wagons) contaban con una segunda portezuela similar a la que cubre la tapa del tanque de gasolina en el lado izquierdo, pero del lado derecho indicando, no una segunda boca para combustible, sino un puerto para conectar la estación de carga eléctrica.

Uno de los fotógrafos se acercó lo suficiente a los prototipos como para poder capturar en detalle la insignia cubierta, donde se puede apreciar claramente en relieve las siglas ‘250e’ en ambos vehículos. 

Galería: Fotos espía de los Mercedes-Benz CLA híbridos enchufables

Obviando la tapa del puerto de carga, ambos carros lucen idénticos a las versiones regulares de la línea CLA, algo que esperamos que se replique en la cabina. Sin embargo, bajo el capó nuestras fuentes nos indican que encontraremos un 1.3 litros turbocargado de cuatro cilindros combinado con un motor eléctrico de 75 kilovatios. Este tren motriz produciría un total combinado de 218 caballos de fuerza. Si suena familiar es porque se trata el mismo tren motriz del sedán A250e híbrido enchufable que se presentó en agosto. La autonomía eléctrica del A250e, que es algo más grande que el CLA, fue estimada entre 37 y 43 millas bajo el estándar europeo WLTP.

Queda la interrogante de cuándo debutará el modelo. Es tentador decir que la revelación ocurrirá en la edición 2020 del CES, pues Mercedes-Benz estará ahí y se trata de versiones electrificadas de las versiones que debutaron en el mismo lugar este año, después de todo CES es una feria de equipos electrónicos. Pero lo más probable es que lo conozcamos en su forma final más adelante en el transcurso de 2020.

Fuente: CarPix