Solo el costos de los repuestos necesarios fue estimado en $69,000.

Alquilar un super carro siempre es motivo para hacer alarde, más aún en un lugar como en Las Vegas. Pero hay que ser muy bobo para beber y conducir a bordo de un supercarro alquilado, tal y como presutamente hizo la persona que rentó este McLaren 720S cuando golpeó su costado izquierdo al estacionarlo. La reparación estimada cuyos repuestos solamente fueron estimados $69,000, tardará meses en terminar.

Un golpe contra un vehículo de suspensión levantada causó estragos en el guardafangos frontal del 720S, arrancó su espejo retrovisor y dejó marcas profundas en la carrocería. En otro incidente distinto este incompetente conductor dañó el divisor frontal.

Royalty Exotic Cars, la compañía propietaria del vehículo está trabajando en la reparación del cupé dañado. Se estima que se necesitará un guardafangos y una nueva puerta nuevos, e incluso reparar daños no aparentes. Sólo las piezas mencionadas costarán $69,000, sin contar la mano de obra y la pintura.

Galería: McLaren 720S de alquiler chocado

Para Royalty Exotic Cars tener este carro fuera de circulación representa una pérdida importante. Estiman que la reparación se completará en no menos de tres meses, aunque la compañía aseguradora se hará cargo de los costos.

Reportes indican que el personal de seguridad del hotel Stratosphere tomó al conductor del McLaren bajo su por presentarse en estado de ebriedad y comportarse de manera desordenada. El propietario del otro vehículo declaró que el conductor del McLaren se dio a la fuga después del choque, lo que puede acarrear cargos criminales.