Un guiño a su rival, el NSX.

El Toyota Supra siempre ha sido un carro deportivo con motor delantero, tracción trasera y legendario. Ya que el Corvette hizo el cambio a motor central, ¿Qué pasaría si Toyota se volviera un poco radical en los 90 y reinventara el Supra con el motor detrás de los asientos?

Afortunadamente, alguien más hizo la tarea de reinventar a un Supra MkIV de motor central y lo convirtió en una representación que nos gusta mucho. El render viene de Abimelec Arellano de Abimelec Design, y realmente creemos que no se ve mal.

Galería: Toyota Supra 1996 imaginado con motor central

A primera vista, el Supra de motor central no se ve diferente. Todavía luce la configuración icónica de los faros, así como su ala icónica. Sin embargo, una comparación lado a lado revela una gran diferencia entre el Supra original y el reinventado.

Con el invernadero ligeramente avanzado para acomodar el motor 2JZ en la parte trasera, el Supra de motor central se parece más a un superdeportivo, un Ferrari específicamente, especialmente en este tono rojo brillante. La representación también tiene dos curvas prominentes en el capó, presumiblemente para darle un poco de sabor al diseño. Sin embargo, esta adición hizo que este render se pareciera a un poco a un Mitsubishi FTO modificado.

Abimelec reconoció el hecho de que su render es un guiño al Honda NSX, o Acura NSX como lo conocemos, que fue un competidor para el MkIV Supra en los años 90.

Dicho esto, es interesante reflexionar sobre las posibilidades de esta rivalidad si ambos autos tuvieran una carrocería con motor central. ¿Sería el MkIV Supra legendario como lo es hoy? Déjanos saber lo que piensas en la sección de comentarios a continuación.