Deberían durar hasta que lleguen nuevos C8 el próximo año.

¿Eres un fanático del Corvette que espera pacientemente al nuevo modelo de motor central? Entonces ya sabras que la huelga del Sindicato de trabajadores Automotrices, o UAW por sus siglas en inglés, retrasó la producción del Corvette 2020 y ahora no lo veremos hasta principios de la primavera. Incluso entonces, una parte importante de las primeras unidades están responden a pedidos anticipados que ya cuentan con compradores específicos. En cuanto a la unidades sin dueños, hay una gran posibilidad de que veamos groseros sobreprecios, o como los concesionarios los llaman 'primas de ajuste de mercado' que las pondrán fuera del alcance de muchos,, mientras dure la novedad. Quienes están de suerte son los fanáticos del modelo anterior, los puristas que se resisten a la idea de un Corvette de motor central, ya que todavía quedan más de 5,000 unidades nuevas del Corvette C7 en los concesionarios, disponibles para entrega inmediata, probablemente con enormes descuentos.

Corvetteblogger buscó por el internet y extrajo datos de einventorynow.com, que puede monitorear los inventarios de los distribuidores. Ellos encontraron 5,025 Corvettes en el inventario nacional de Estados Unidos. El último C7 salió de la línea de ensamblaje hace solo unos días, un Z06 que ya había sido subastado por $2.7 millones, por lo que está cifra no hará sino disminuir hasta que la fábrica de Bowling Green comience a producir el C8 .

En cuanto a exactamente cuándo sucederá eso, la huelga de 40 días de UAW atrasó oficialmente el inicio de la producción del C8 hasta el 20 de febrero de 2020. Eso significa que las primeras entregas de clientes probablemente no sucederán hasta marzo, lo cual es bastante conveniente ya que los inventarios actuales de C7 deberían desaparecer justo antes de que llegue el C8.

El nuevo C8 comenzará en menos de $60,000 para el modelo base, la mayoría se venderá en el rango de $65,000 a $70,000 ya que el precio sube rápidamente al elegir unas cuantas opciones. En comparación, GM actualmente ofrece un bono de lealtad de $3,000 para dueños actuales del Corvette por si quieren comprar algunos de los C7s restantes. Si Chevrolet no logra vender una gran cantidad de C7s antes del año nuevo, puedes esperar descuentos enormes justo antes de la llegada de los C8s nuevos.