El conductor logró escapar del carro destrozado.

Los dueños de los Ford Mustang siempre parecen hacer un espectáculo cuando salen de cualquier evento automotriz, lo que a menudo provoca accidentes. Este dueño no hace nada para disminuir esa infamia al rodar su carro inmediatamente después de salir de un event de Cars and Coffee.

Juzgando por las luces traseras y la insignia 5.0, este es un Mustang GT 2013 o 2014, lo que significa que el conductor tiene al menos 420 caballos de fuerza (313 kilovatios) de su motor V8. La persona intentó hacer un burnout y la parte trasera se soltó violentamente. El auto se desvió de la carretera y, para entonces, era demasiado tarde para salvarlo. El carro se deslizó hacia el centro cubierto de hierba. El lado del conductor del Mustang golpeó la curvatura de la zanja, y el cupé giró hacia un lado. En fin, el Ford terminó en su techo.

Un segundo video (arriba) continua la historia y muestra a las personas corriendo a la escena. El conductor puede salir del lado del pasajero. Él es la única persona en el auto. Después, el chico parece sacudido pero ileso.

El clip también muestra al Mustang sobre sus ruedas. El choque dobló el techo y aplastó el parabrisas. También hubo una gran deformación en el guardabarros delantero y colgaban trozos de hierba de la carrocería. Con la policía en la escena, la gente se acercó a ver el choque de cerca.

La lección aquí es no conducir así en la vía pública. Una carretera no es el lugar para deslizar su carro, y esta persona podría haberse lastimado gravemente. Tiene suerte. Deje este tipo espectáculo para la pista.

Fuente: John Brooks via YouTube, Sky1 via YouTube