Estas pruebas la dan a la pickup en solo seis semanas, el desgaste equivalente a seis vueltas al mundo.

La Jeep Gladiator es una pickup con verdaderas y legítimas capacidades todoterreno. Esto no es nada de lo que haya que sorprenderse, ya que la nueva pickup de Jeep está basada en la Jeep Wrangler, la que probablemente es el vehículo todoterreno más capaz de la actualidad, con excepción quizás de la Mercedes-Benz Clase-G y la nueva Land Rover Defender.  Después de ver el video que compartimos arriba, será difícil pensar que la nueva pickup de Jeep, no es un vehículo excepcionalmente duradero. 

TFLoffroad visitó recientemente las instalaciones de pruebas de Fiat Chrysler Automóviles (FCA) en la ciudad de Windsor, en Canadá, donde pudieron ver y grabar imágenes de como el fabricante diseña y prueba sus modelos nuevos antes de lanzarlos al mercado. Entre las muchas máquinas para probar los distintos aspectos de un vehículo, existe un enorme robot que simula una acumulación de uso y desgaste equivalente a 10 años en las calles, lo que representaría cerca de 160,000 millas recorridas (257,500 kilómetros). El proceso toma de cuatro a seis semanas en ciclos de 24 horas. 

Dan Pereria, el gerente de proyectos de simulación de pruebas en las instalaciones de FCA, explica que los vehículos reciben inspecciones múltiples cada día durante el periodo de duración de las pruebas. Al final de las mismas, el equipo hace una inspección general para evaluar el estado de desgaste, e incluso muchas partes del vehículo son entregadas a ingenieros y diseñadores a fin de que puedan analizar a profundidad la manera como resistieron las pruebas. 

El video de 11 minutos también muestra como FCA diseña sus asientos, comparando la distribución de presión de los distintos tipos de cuerpo humano, a fin de lograr un asiento que sea cómodo para todo el mundo. Con estadísticas que indican que el estadounidense promedio pasa cerca de 500 horas al año en su carro, esta es una tarea muy importante.

Otra de las instalaciones más interesantes con las que cuenta el complejo, es la correspondiente a la investigación de iluminación. Allí FCA desarrolla y prueba los faros delanteros de todos sus productos. Un túnel de 300 pies de longitud que fue construido hace cerca de 25 años, simula una autopista típica estadounidense de noche, donde FCA compara su tecnología con la de sus competidores. 

Fuente: TFLoffroad