Después de BMW, Hyundai, Toyota y Volvo, Porsche podría convertirse en el próximo cliente.

Según Michael Steiner, jefe de investigación y desarrollo de Porsche, el fabricante chino de baterías de iones de litio CATL mantiene "conversaciones provechosas" con el constructor alemán. Ambas entidades admitieron estar llevando a cabo reuniones periódicas de alto nivel. 

Todo nos indica que Porsche tiene la intención de explorar alianzas con nuevos proveedores de baterías, ya que la llegada del esperado Taycan es sólo el primer paso en el camino de la electrificación para la empresa.

El Taycan está equipado con células producidas por LG Chem.

CATL mejoró mucho su posición en el mercado en los últimos años y pronto, gracias a su nueva planta en Alemania, podría ser un serio contrincante para las compañías japonesas y surcoreanas en Europa.

"Agregar un cliente de la reputación de Porsche sería una gran noticia para CATL, que busca sacar ventaja sobre sus competidores LG Chem, Panasonic Corp. y BYD Co. CATL está erigiendo su planta en Alemania para fortalecer su presencia en Europa, la región donde Porsche construye todos sus vehículos. El fabricante de baterías ya ha asegurado su vínculo con BMW como otro cliente de peso.

El artículo de Bloomberg también señala que Porsche está buscando obtener una exención de impuestos de compra del 10% en China el próximo año (al igual que Tesla), y quién sabe, posiblemente un acuerdo con CATL sea el empujón definitivo que necesitarían para recibir la luz verde del gobierno de ese país.

Fuente: Bloomberg