El resultado será un pony car con los niveles de potencia del Bugatti Veyron Super Sport.

A solo un par de meses de la revelación de los niveles de potencia del nuevo Shelby GT500 de Ford, Hennessey anunció tres paquetes de mejoras para quienes necesiten aún más potencia. No se trata de que el Shelby GT500 sufra de algún déficit de poder, con 760 caballos de fuerza (567 kilovatios) y 625 lbs.-pie de torque (847 Newton/metro), el más reciente modelo Shelby cuenta con el V8 sobrecargado con mayor densidad de poder jamás instalado en un carro de producción.

El primero de estos paquetes, el kit Venom 850, sube la potencia a, ¡sorpresa!, 850 hp, con 750 lbs.-pie de torque. Le sigue el kit Venom 1000, con 1,000 hp y 850 lbs.-pie de torque. Pero la verdadera estrella del anuncio es el kit Venom 1200.

Como ya lo deberías haber adivinado, este último kit lleva la producción de poder del Shelby GT500 a niveles serios de potencia con 1,200 hp, y un torque 'mueve montañas' de 1,000 lbs.-pie a 4,800 rpm. El V8 de Ford con el kit Venom 1000, que se alimenta de combustible de competencia o de E85, se sentiría en casa dentro de un Bugatti Veyron Super Sport.

2020 Shelby GT500 by Hennessey
2020 Shelby GT500 by Hennessey

¿Cómo hace Hennessey para extraer 440 hp y 375 lb-pie extra? Lo primero que hace es remplazar el sobrecargador por dos truboalimentadores de acción simultánea complementados por un sistema de distribución de combustible nuevo. Nuevos pistones y bielas y un sistema de escape de acero inoxidable son instalados, así como un enfriador de gas más poderoso y un sistema de inducción de aire de alto flujo. Hennessey también hace modificaciones en la transmisión automática de doble embrague y siete velocidades, para asegurar de que pueda lidiar con todo el poder extra. 

Aunque  a primera vista el vehículo final luce exacto al idéntico de producción, Hennessey le da un par de toques visuales, como emblemas 'Venom 1200', y logos del tuneador. Quienes opten por el kit Venom 1200 también obtendrán una placa con el número de identificación de su unidad firmada por John Hennessey, así como una placa serializada en compartimiento del motor para distinguirlo de los GT500 regulares. El paquete de modificaciones estéticas concluye con logos Hennessey bordados en los reposacabezas. 

Cada una de las unidades equipada con el kit Venom 1200 es probada exhaustivamente por 150 millas (241 kilómetros), a fin de asegurar el correcto funcionamiento de todas las modificaciones antes de ser entregada de su dueño. Las modificaciones están garantizadas por un año o 12,000 millas (19,312 Km), lo que ocurra primero.