Piëch era también miembro de la familia Porsche.

De acuerdo a un reporte del Frankfurter Allgemeine Zeitung y otros medios alemanes, Ferdinand Piëch, el legendario ex presidente del Grupo Volkswagen falleció a los 82 años de edad. Motor1.com solicitó una declaración oficial al Grupo Volkswagen.

Piëch estaba asistiendo a un evento en la Alta Bavaria. Según los reportes después de cenar, el ejecutivo colapsó, falleciendo en un hospital de la localidad. Las causas inmediatas del fallecimiento  no han sido dadas a conocer. 

Piëch nació en 1937. Su madre Louise Piëch era la hija de Ferdinand lo que lo hizo el nieto del famoso ingeniero. Piëch buscó hacer carrera como ingeniero en la división de competencias de la compañía fundada por su abuelo. Su primer proyecto en la compañía fue el desarrollo del Porsche 906 de carreras, y fue parte integral de la operación hasta el desarrollo del legendario 917.

En 1972 Piëch se trasladó a Audi porque la familia Porsche no consideró apropiado que un miembro tuviese un rol tan importante dentro de la compañía fundada por su patriarca. Piëch ascendió por los rangos del grupo hasta alcanzar su presidencia en 1993. Su era es considerada como fundamental en el crecimiento de Volkswgaen hasta convertirse en el primer fabricante de automóviles. En 2012 Piëch alcanzó su sueño de unir a Volkswgen con Porsche.

La era de Piëch como lider del Grupo Volkswagen llegó a un fin abrupto en 2015, cuando el escándalo causado por el engaño en el grado de emisiones contaminantes que emitían los motores diésel del fabricante, obligaron su dimisión. En 2017, el ejecutivo vendió el 14.7% del capital accionario de Porsche SE, en una transacción que fue valorada en su momento en $1,200 millones.

Además de ser un poderoso ejecutivo del automóvil, Piëch era un verdadero entusiasta del automóvil y las motocicletas. Los rumores indican que él pudo haber sido el misterioso comprador del Bugatti La Voiture Noire, el hypercarro de $18 millones, y hasta el día de su muerte fue el propietario del único Porsche 918 de techo fijo jamás construido. A los 71 años de edad, aún daba largos paseos en su moto Ducati.  

Paz a sus restos.