Todavía falta un año para el debut oficial.

Hemos escuchado mucho sobre el M3 de próxima generación estos últimos meses, pero todavía estamos a unos un año de su debut oficial. BMW confirmó que su muy esperado sedán deportivo será presentado a mediados de 2020, lo que significa que el rival del Mercedes-AMG C63, aún debe someterse a muchas pruebas, como confirman estas imágenes de un prototipo de pruebas castigando el asfalto en el Nürburgring.

Galería: BMW M3 2020 espiado en el Nurburgring

Aún con todo su camuflaje, el prototipo no puede ocultar los arcos de ruedas ensanchados mientras que la malla en la fascia delantera insinúa enormes entradas de aire en el parachoques. Pero aún si ver esos detalles, no hay duda de que este no es un M340i regular, después de contar cuatro puntas de escape saliendo del parachoque trasero. El hecho de que se vea tan pegado a la carretera también nos señala que estamos viendo una versión poderosa del nuevo Serie 3, con una configuración de suspensión más rígida para mejorar la marcha y la agilidad.

Se ha debatido mucho si los nuevos M3 y M4 mantendrán el tercer pedal. La respuesta corta es "sí". En una entrevista con nuestros amigos de BMW Blog, el jefe de la división M, Markus Flasch, reveló que los modelos nuevos "tendrán un cambio manual". Luego mencionó que los nuevos M3 y M4 también tendrán tracción en las cuatro ruedas. Por ahora, BMW Blog dice que habrá dos versiones separadas: una con xDrive y una transmisión automática y otra con tracción trasera y una opción entre manual y automática.

Markus Flasch compartió una interesante reflexión dijo al respecto a la necesidad de mantener viva la opción de cambios manuales en los próximos M3 y M4:

“La palanca de cambios manuales no es un generador de performance, una transmisión automática es simplemente más rápida, puedes preguntarle a cualquier piloto de carreras. Pero le da carácter al vehículo, se trata de algo similar a las personas que prefieren los relojes mecánicos; no son más precisos y no tienen ninguna ventaja, pero les da personalidad. Igual que los cambios manuales”.

Lo único que le falta a BMW es un M3 Touring para enfrentar el Audi RS4 Avant.