El Corvette se está globalizando.

Nota: la imagen de arriba es una versión invertida de una foto oficial original del Corvette C8 con volante a la izquierda.

Les tomó solo 66 años y una octava generación, pero Chevrolet finalmente ha diseñado el Corvette con el volante a la derecha. El C8 es el primer 'Vette que viene con el volante al lado derecho directamente de fábrica, lo que lo hace más atractivo para aquellos que manejan en el lado equivocado de la carretera: Australia, Japón, el Reino Unido y el resto.

El hecho de que esté disponible solo con una transmisión automática de ocho velocidades y doble embrague y no una caja de cambios manual hizo que sea más fácil mover el volante y solo dos pedales al lado derecho durante la fase de desarrollo. La decisión de crear una versión con volante a la derecha convierte al C8 en el primer Corvette verdaderamente global, aunque aún está por verse en qué mercados de RHD se ofrecerá el super carro de motor central.

Para lo que vale la pena, Holden ya ha confirmado que venderá el auto en Australia. Tras el gran debut del auto hace unas horas en Tustin, California, el presidente y director general de Holden, Dave Buttner, declaró: "La noticia es que el Corvette ahora se construirá con el volante a la derecha por primera vez en la historia, se exportará a Australia: es muy emocionante para nuestro equipo en Holden y para cualquier australiano que ame los autos de alto rendimiento. "

La gente británica ansiosa por por manejar el C8 tendrán que esperar pacientemente a que General Motors confirme o niegue si el nuevo Corvette estará realmente disponible en el Reino Unido. Lo mismo se aplica a Japón y a los otros países donde el volante de un automóvil está en el lado derecho. Según Wikipedia, las Naciones Unidas reconocen 54 países que conducen en el lado izquierdo, pero obviamente, Chevy no venderá el C8 en todos.

Así que, ahí lo tienen: el C8 no solo es el primer Corvette de motor medio de producción, sino también la primera generación del estadounidense icónico diseñado para el lado equivocado de la carretera.