El célebre festival en el Reino Unido vio en acción vehículos que no te puedes perder.

Imagina estar alrededor de 40 millones de dólares en algunos de los vehículos más potentes e históricos del planeta. Frente a ti hay un Bugatti Type 51 de principios de los 30s, y justo detrás de él ves un Fiat S76 único en su clase con un motor de cuatro cilindros ridículamente grande, con 28.4 litros de desplazamiento (si, has leído bien, veintiocho litros). Ambos carros están en fila, con sus motores en mínimo, sus conductores sentados pacientemente con las manos en los volantes. Pero no son solo eso dos, son incontables carros fantásticos, incluyendo una cantidad importante de clásicos de la posguerra, mucho indistinguibles en la distancia haciendo lo mismo, uno detrás del otro.

Esto no es un sueño, es una experiencia real que tiene lugar cada año en Inglaterra. Esos autos, junto con muchos, muchos otros, pretenden abordar un camino de entrada de 1.16 millas que serpentea hasta una mansión construida en el siglo XVII que se asienta en muchas hectáreas de tierra en la campiña británica, mientras que cientos de miles de los espectadores están a pocos pies del pavimento, protegidos por fardos de césped a cada lado.

Este es el Festival de la Velocidad de Goodwood.

Lord March, también conocido como el duque de Richmond, abrió las puertas de su enorme propiedad a los asistentes al festival por primera vez en 1993. El Festival de la Velocidad de Goodwood se convirtió en un evento automotriz como ningún otro. Compuesto por autos y bicicletas de todos los segmentos y períodos de tiempo, Goodwood desecha la tendencia tradicional de Concours por algo más atractivo. Esto no es solo una fiesta de jardín para que los ricos puedan mostrar sus últimos juguetes, aquí los usan como Dios manda, a toda velocidad.

Los autos clásicos de antes de la guerra, los Fórmula Uno de los años ‘80, ‘90 y 2000, corren junto a los Euro NASCAR, los modelos de resistencia (en Europa llamada ‘Endurance’) y los supercarros. Es fácilmente el evento automotriz más diverso del planeta, y en nuestra opinión, uno de los más divertidos.

Pero con cuatro días de festividades y millones de dólares en autos en asistencia, ¿cómo puedes decidir qué hacer? Aquí te mostramos vehículos que no puedes perderte del Festival de la Velocidad de Goodwood 2019.

Fotografía principal: JEP / LAT Images