Ninguno de estos modelos sobrevivirá la llegada de 2020.

Dependiendo del segmento, el ciclo de vida de un vehículo puede ser muy breve. La mayoría de las compañías no pasan cinco años sin actualizar o remodelar sus autos. Su esperanza es sostener las cifras de ventas por al menos unos años más. Pero en algunos casos no hay más remedio que retirar vehículos poco exitosos del mercado.

Estos 18 carros, camionetas y SUVs caen en esta última categoría. En vez de revivirlos, marcas como Cadillac, Ford y Volkswagen deciden no invertir más tiempo y dinero en mantenerlos con vida. Vamos a echar de menos a algunos, aunque también podremos vivir sin otros.